lunes, 26 de septiembre de 2016

Una boda y varios funerales

"Se nota que Juan es peronista de derecha porque en vez de casarse con una Eva se casó con una Isabel" (Chiste de un colega)
Este fin de semana el gobernador de Salta lanzo su campaña para la presidencia de la nación. Regalo para su madre, la "Licha", que sigue viendo como su niño prosigue con el hobbie de su fallecido hermano Julio Mera Figueroa, quien fuera ministro del interior de primer presidente "peronista" a la vuelta de la democracia.
En un escenario donde las campañas electorales se han vuelto campañas publicitarias y que van dejando de lado la política el matrimonio con una actriz es el escaparate que Urtubey soñaba para consolidarse como figura dentro de la consideración de las principales urbes del país pero el mandatario salteño no es un personaje ajeno a los medios de comunicación nacionales. Allá por el 2007 cuando derrotaba la fórmula apadrinada por el ex candidato a vice presidente y por entonces gobernador de la provincia Juan Carlos Romero, mediante un matrimonio partidario (FPV-PRS), hacia sus primeros artificios farandulezcos frente a las cámaras. Siempre con tono hangloose lució la investidura gubernamental y su pertenencia partidaria. La flexibilidad de su lealtad le permitió cerrar alianzas financieras relativizando los signos políticos y desdeñando las ideologías; así trascendió la contienda con el romerismo para constituir el acuerdo de gobernabilidad que le permitió emular a su padre en la función pública y lograr el tercer mandato; curiosamente también enterrando a un posible sucesor en el cargo de vice gobernador. 


Los funerales


Urtubey experimentó mucho tiempo como secretario de prensa del gobierno romerista; en su paso por el congreso de la nación formó parte de un trío de legisladores que impulsaba el kirchnerismo, fue allí donde se empapó de la dialéctica Nac&Pop y con eso le basto para encaminar sus ambiciones de gobernar pero también ese bagaje le funcionó para explotarlo como una efectiva demagogia lo que le permitió sobre llevar la desaparición de Maria Cash; el asesinato de las turistas francesas, Cassandre Bouvier y Houria Moumni; el supuesto suicidio de Luján Peñalva y Yanina Nuesch; las muertes de los niños de comunidades originarias en el chaco salteño, el incremento reflejado en los índices de femicidios y accidentes viales inclusive el que terminó con la vida de tres adolescentes, entre ellos su propio ahijado, etc. Algunas serán recordadas como trágicas muertes accidentales, tal vez, otras tendrán lugar en la memoria como la ineptitud de un gobernador que durante la época más prospera de las Argentina, de los últimos 50 años, permitió que sucedieran e incluso cabe la posibilidad que de aquí al 2019 los medios de comunicación con alcance nacional (los medios porteños) no tenga archivo alguno de estas muertes que nos sucedieron a los salteños bajo el gobierno apartidario, pragmático e indolente de Juan Manuel Urtubey.

martes, 13 de septiembre de 2016

#MiniDavos en Acilbuper

Hace un par de meses que quienes responden al actual gobierno (votantes y dirigentes) aluden a la Pesada Herencia para justificar las políticas económicas que implementa el mejor equipo de los últimos 50 años. Pusieron la república al revés con el fin de PROseguir saqueando el estado. El desdén hacia las clases populares que refleja la calle casi no tiene espacio en los medios de comunicación porteños como así tampoco los delitos perpetrados por los actuales gobernantes durante sus años de evasión impositiva y lavado de activos en paraísos fiscales. La prensa internacional se hizo eco de los actos delictivos de varios integrantes del gobierno pero el asombro se produjo por la conducta encubridora de la considerada libre prensa; que siempre ha sido libre empresa, no más.
La construcción del concepto Mini Davos es la continuidad de un impecable implementación del marketing. Puertas adentro del país los Mini Davos fueron la "pobreza cero", la "no devaluación", la "estabilidad laboral", el "segundo semestre", entre otras muchas que podríamos recordar. El 15 de diciembre, solo 5 días después de asumido el actual presidente decretaba la devaluación monetaria y esa es una realidad económica con la que pueden contar los capitales foráneos pero de allí en más ¿creen que darle su dinero a un gestión que ha colocado al estado en condición de quiebra es una Smart investment?.
En los días venideros querrán hacerles creer que podrán adquirir una porción del estado argentino y que no es una inversión de alto riesgo, intentaran hacerles creer que la coerción que ejerció Paul Singer es una práctica que puede realizar cualquier inversor global. Lo concreto desde el punto de vista social es que Argentina se está constituyendo en un escenario de convulsión social donde la única inversión viable es la importación ya que las medidas económicas iniciaron un acelerado proceso de derrumbe del mercado interno, destrucción de las empresas nacionales y generación de pobreza. El pueblo argentino viene de una reciente experiencia de participación popular, lo que implica que las calles son el escenario habitual donde se plasma el descontento. Las redes sociales lejos de ser una herramienta catártica son el ámbito anónimo de organización popular.
La seguridad jurídica es hoy más falacia que nunca ya que un país donde el congreso es un recinto donde resuenan las voces de la buena voluntad que son vetadas por el poder ejecutivo y a estos administradores se le escapan muy cómodamente de las manos los asuntos que le son pertinente, responsabilizando, al que democráticamente es el poder más débil, el judicial.
Mientras la republica continua de cabeza habrá que esquivar que te inflen la cabeza como globo y aprovechar el espacio para pensar.

miércoles, 7 de septiembre de 2016

Renovación Peronista

Con seguridad lo he expresado en otras ocasiones sin embargo para que alcance el grado de premisa general he aquí la falsabilidad del "Lo que abunda no daña".
La discusión sobre la vigencia del peronismo es amplísima ya que al fenómeno del paralaje efectivamente el "peronismo" tiene tantas interpretaciones como intereses. El general se definía como un conductor profesional con afición a la política entonces no ha de extrañarnos que en vida haya elogiado al Che y haya tenido diferencia con Salvador Allende, por dar un ejemplo. En lo que respecta a la construcción del movimiento siempre abogo por ampliar las bases con el clásico objetivo político partidario democrático, representar a la mayoría. Cabe hacer la salvedad de que el peronismo de Perón fue una forma de dirigencia política que tenía identificada las prioridades de gestión; primero los más humildes y segundo el desarrollo económico nacional. Para que les suene más familiar aludiremos a la doxa: "justicia social, soberanía política e independencia económica".
En este blog alguna vez hemos recordado a Timoteo Vandor, sindicalista, que plateo un peronismo sin Perón durante los años del general en Puerta de Hierro; incluso en la última mención mediática de ese "fenómeno" recuerdo a un Hugo Moyano reivindicando al metalúrgico.
La experiencia que dejo Campora fue curiosa, un personaje del peronismo que congregaba a la juventud, tal vez por su carisma o talvez porque mucho de los jóvenes de los 70 era los niños que vieron a sus viejo putear y angustiarse por la "revolución libertadora" de los '50, aguantarse la proscripción de la que se había constituido como su identidad político partidaria, perder los derechos que habían militado y ganado en la primera década del peronismo. Forjaron estos jóvenes un espíritu combativo, anti oligárquico (matiz que aporto Evita); y característico de la juventud un ímpetu pujante que aspiraba a la dirigencia pero para entonces Perón era tan abuelo como Campora con la diferencia que le adeudaba a la vieja dirigencia, los leales de aquel octubre, su vuelta al país y la conservación del movimiento durante los años de proscripción. Echando a los "imberbes" expulso a la renovación. No es un secreto que con la edad las personas se vuelven conservadora (pueden googlearlo) los jóvenes por el contrario (no en todos los casos) además de la fuerza de la juventud se entregarse a los ideales y al tener todo por ganar salen a la palestra para mejorar el mundo. En lo que respecta a la historia argentina saltare el período de la dictadura ya que nuevamente el peronismo y esta vez cualquier ideología que cuestionase el "Proceso de Reorganización Nacional" era reprimido. El colapso político y social de la dictadura le permitió a la resistencia democrática retomar la conducción del país no sin concesiones.
Durante el gobierno de Alfonsín se constituyó el primer paso judicial para que la prepotencia militar financiada por el imperio empezase a pagar sus crímenes contra la República Argentina y su pueblo; pero el gobierno de Alfonsín a los peronistas les significo un cachetazo ya que su memoria electoral inmediata los rememoraba a la victoria de la fórmula Perón - Perón del '73. Infiero que un gobierno peronista para suceder a los militares podría implicar una juicio más finito y consecuentemente "fianzas" más caras a la "dignidad" de la familia de las fuerzas; o no.
La dirigencia peronista acostumbrada, y munida de la mayoría del movimiento obrero, repararon en asistir a la impericia del gobierno solo cuando los radicales estuvieron listos para dejar la casa rosada.
A nivel internacional se iniciaba una nueva etapa de intervencionismo, con la caída del muro las potencias como en el TEG colocaban sus fichas en sus territorios y a la vez iniciaba los conflictos por algunas locaciones. Argentina todavía contaba con el mote de granero del mundo, incluso el estado manejaba recursos esenciales para el movimiento económico del mercado interno: ferrocarriles, telefonía, explotación de los recursos naturales, etc.
Durante la campaña electoral del 89, el peronismo encontró en Carlos Saúl el perfil para sus afiches y suceder a la UCR; para entonces el Partido Justicialista empezaba a perfilarse en la herramienta electoral de las clases medias y altas, los vestigios del partido popular que había constituido casi medio siglo antes Juan Domingo Perón desaparecían para solidificar el sello de goma que identificara durante una década las políticas entreguistas de fiel corte neoliberal.
Ante los ojos de quienes tuvieron como impulso de participación en la democracia al dogma del odio hacia la clase trabajadora vieron a dirigentes, empresarios y cuanto pragmático pasase por la vereda del PJ lograr el status de peronista, mientras en el partido transmutaban con sus acciones a la doxa peronista de premisas para una doctrina social ideológica en la ignominiosa demagogia.
Con todas las críticas, fundadas e infundadas, que puedan hacerles a la gestión del matrimonio Kirchner, una persona con un mínimo de sensatez y libertad para pensar será incapaz de negarles haber propiciado un nuevo impulso a la juventud en las bases del peronismo pero también de la sociedad toda pues quienes cegados de odio y fundamentalistas del "que se vayan todos" tuvieron que salir a ensayar explicaciones a sus hijos del porque estar en contra.
Nos encontramos en el umbral de un cambio que no es precisamente efecto de la "revolución de la alegría", tal vez esta es si es una consecuencia; pero tenemos que arrostrar el desafío. Mi más profundo deseo es que logremos vencer en la contienda del pragmatismo empresarial contra los militantes de la DEMOCRACIA, que nos guíen las ideas y la igualdad por encima de la renta y la ganancia.